Una señora enferma se ahorcó en su casa. Más notas policíacas

       SSPMERIDA, YUCATAN.- Macabro hallazgo hicieron los parientes de una señora DESCONOCIDA, que padecía  depresión, al encontrarla colgada y sin vida que en el interior de su casa ubicada en el predio número 437 de la calle 31 entre 28-A y 28-B del fraccionamiento “Polígono 108”, al noreste de esta ciudad.

Los informes a la mano indican que lo anterior ocurrió esta mañana al filo de las 11.00 horas cuando los familiares de la hoy occisa se extrañaron porque no salía de su recámara y al acechar en el cuarto se percataron que se había ahorcado, por lo cual pidieron ayuda al 911.

De inmediato llegaron agentes de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) y los paramédicos de ésta certificaron que la doña había zarpado al más allá, por lo pidieron la presencia de  los empleados del Ministerio Público y del Servicio Médico Forense de la Fiscalía General del Estado (FGE) para que levanten el cadáver y hacerle la autopsia correspondiente.

Falena hirió con una botella rota a la empleada de un hotel de paso      

       MERIDA, YUCATAN.-  Una suripanta conocida como “La Güera”  hirió con una botella de vidrio rota a la encargada de un hotel de paso, cuando ésta trató de ayudar a la empleada de otro sitio similar, la cual discutía con la hetaira por una deuda que ésta no había liquidado y que se niega a pagar.

Los informes a la mano indican que esta bronca se registró hoy alrededor de las 13.00 horas en un hotelucho ubicado en la calle 58 entre 69 y 71, en el centro citadino, donde funciona el llamado “corredor del sexo”, pues en esa arteria suelen estar las mujeres de la vida galante que ofrecen sus servicios amorosos.

La bronca surgió cuando la lesionada le cobró a “La Güera” una plata que le debe, pero aquella en lugar de pagarle le mentó la madre y le recetó una lluvia de insultos y además, intentó pegarle, por lo que la empleada de otro hotel de paso cercano intervino para evitar que la meretriz agreda a su cuata.

Pero resulta que la falena le causó una herida profunda en el brazo derecho con una botella rota que tenía en la mano y al ver la cosa mal parada, la ramera se “peló”, pero los agentes de la Policía Municipal de Mérida (PMM), lograron aprehenderla, mientras que los paramédicos de la corporación prestaron los primeros auxilios a la lesionada.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *